jueves, diciembre 01, 2011

El encuentro de la Luna y la estrella vespertina


El planeta Venus, que ahora se presenta como la estrella vespertina (*) de la Tierra, domina con su gran brillo el cielo crepuscular del poniente (clic en la imagen para ampliarla a 900 x 600 píxeles o verla aún más grande).

Como se advierte en la magnífica panorámica mostrada arriba, el faro celeste del atardecer, que flota sobre un horizonte accidentado y por encima de los colores cálidos de la puesta de sol, se reúne con una Luna nacida apenas 35 horas antes.

Cuando Venus y la Luna se encuentran relativamente próximos en el cielo terrestre se dice que están en conjunción.

Mercurio no se alcanza a divisar en la fotografía pues el escurridizo planeta ha desaparecido del cielo vespertino (en la imagen de la derecha): aunque se encuentra por debajo del creciente lunar, su brillo se desvanece en el resplandor del ocaso.

El fotógrafo captó la escena mientras caminaba por el Parque Nacional de Peneda-Gerês, al norte de Portugal.

La Luna y Venus vistas desde Suiza. A veces el cielo matutino puede parecer una postal en la que se combinan la serenidad y el surrealismo. Probablemente tal sería la impresión que les habría embargado si hubiesen contemplado el cielo desde esta cuesta nevada de Suiza oriental, durante el amanecer del domingo 30 de enero de 2011. Aun cuando un banco de nubes cubre el fondo del valle, las luces del pueblo de Trübbach, continuadas hacia la derecha por las de la villa de Balzers, en Liechtenstein, le infunden una extraña coloración. A la izquierda, el macizo nevado de Mittlerspitz domina la escena. A la derecha, las lejanas cumbres de los Alpes recortan el horizonte, justo por debajo del Sol naciente. Coronan la escena la Luna en fase y el brillante planeta Venus (clic en la imagen para ampliarla). Leer la entrada completa.

Vía Foto astronómica del día correspondiente al 1° de diciembre de 2011. Esta página ofrece todos los días una imagen o fotografía del universo, junto con una breve explicación escrita por un astrónomo profesional. Crédito de la imagen y copyright: Benjamim Ribeiro.


(*) Venus a veces recibe el nombre de "Estrella Matutina" o "Lucero del Alba" y en otras ocasiones es llamado "Estrella Vespertina". Por supuesto, Venus no es una estrella sino un planeta. ¿De dónde provienen, entonces, esas denominaciones?

La órbita de Venus está comprendida dentro de la órbita de la Tierra. Desde la perspectiva terrestre y a diferencia de los planetas exteriores, Venus siempre está relativamente cerca del Sol. Cuando dicho planeta se encuentra en uno de los lados del Sol —o a su izquierda en el diagrama, que corresponde a un observador situado en el hemisferio norte terrestre y, por lo tanto, Venus recorre su órbita en sentido antihorario—, sigue la trayectoria solar en el cielo y brilla luego de la puesta del Sol, siempre y cuando la oscuridad del cielo lo permita. Cuando Venus está en su máximo brillo comienza a ser visible algunos minutos antes de la puesta de Sol. En esta situación Venus recibe el nombre de "Estrella Vespertina".

Cuando Venus se encuentra en el otro lado del Sol, esto es, a la derecha del Sol en el diagrama, se ubica delante de la trayectoria aparente del Sol en el cielo terrestre. En consecuencia, Venus saldrá por la mañana algunas horas antes que el Sol. Cuando amanece, el cielo se ilumina y el brillo de Venus se atenúa durante las horas diurnas. En ese momento Venus es llamada "Estrella Matutina" o "Lucero del Alba".

En la Antigüedad creían que la Estrella Matutina y la Estrella Vespertina eran dos astros diferentes. Los griegos llamaron Phosphorus o "la portadora de la luz" a la estrella del amanecer y Hesperus o "la estrella del atardecer" a la estrella del atardecer. Tradicionalmente se le atribuye a Pitágoras el descubrimiento de que ambas estrellas eran en realidad un único astro.


Nota: Síganme en Twitter (@astrosofista) para saber más sobre el universo y mi mundo. Desde que comencé a tuitear en marzo de 2011, más de 3200 tuits ilustran y amplían las 200 entradas publicadas en el blog desde entonces. ¿Qué esperan para unirse a esta gran conversación?

2 Sofismas:

El vie. jun. 28, 05:49:00 p.m. 2013, Anonymous Anónimo escribió...

Muy interesante! Por fin sé porque Venus es la estrella vespertina. Gracias

 
El vie. jun. 28, 09:37:00 p.m. 2013, Blogger el sofista escribió...

Entonces valió la pena mencionarlo :)

De nada :)

 

Publicar un comentario

<< Home